Denunciado por un empresario en Ayamonte

La Justicia respalda al periodista taurino onubense Javier García-Baquero

0
1068
El periodista taurino onubense Javier García-Baquero. (FOTO: Vicente Medero)
El periodista taurino onubense Javier García-Baquero. (FOTO: Vicente Medero)

La Audiencia de Córdoba ha resuelto confirmar la sentencia de mayo del Juzgado número 7 de la misma ciudad, rechazando la denuncia del empresario cordobés Jacinto Rey contra el periodista taurino onubense Javier García-Baquero, que tituló una noticia con «Abandona Ayamonte con la taquilla de los toros».

Redacción.-

     La Audiencia Provincial de Córdoba, a través de la sentencia nº 415/12 de 31 de octubre de 2012, ha desestimado el recurso de apelación interpuesto por el empresario taurino Jacinto Rey Arnau y la empresa Tauro 25 SL contra el periodista taurino onubense Javier García-Baquero, y confirma la sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 7 de Córdoba, que el 17 de mayo de este año ya decidió exculpar de culpabilidad alguna a García-Baquero por falsedad en su información sobre un festejo en Ayamonte. La Audiencia no sólo le da la total razón al periodista onubense, sino que además vuelve a condenar al demandante (el empresario taurino cordobés Jacinto Rey) a pagar las costas derivadas de esta apelación a la sentencia de mayo.

     Jacinto Rey denunció a García-Baquero por titular la noticia de un festejo en Ayamonte organizado por el citado empresario con «Abandona Ayamonte con la taquilla de los toros». Ese festejo se celebró a última hora con un cartel distinto al anunciado, ya que los espadas y cuadrillas inicialmente anunciados exigieron por la mañana el pago de sus honorarios, como estipula la normativa taurina. Ante la negativa del empresario a pagar a cuadrillas y otros profesionales intervinientes, y la baja de algunos toreros anunciados, así como la ‘desaparición’ del empresario (certificado por la propia Guardia Civil actuante), el propio Ayuntamiento decidió asumir el control del festejo y prometer a los actuantes definitivos el pago de los honorarios con tal de que el festejo no se suspendiese.

     En los fundamentos jurídicos de la Sentencia de la Audiencia de Córdoba, el magistrado considera que «el demandante (Jacinto Rey) no estaba donde se mueve todo lo relativo a la celebración de un evento, como relató el demandado (el periodista García-Baquero) y recoge la diligencia de la Guardia Civil, viniendo a dejar al albur de la providencia que se celebrara el festejo cuando las cuadrillas y los matadores querían cobrar antes de bajar del coche o hacer el paseíllo. A partir de aquí se puede decir que no consta que se fuera (Jacinto Rey) con la taquilla antes del mismo, pero sí que se desentendió de que éste se celebrara«.

     La sentencia afirma que «si la taquilla era o no suficiente para cubrir esos gastos es una cuestión que pertenece al riesgo empresarial de quien se dedica a estos menesteres, que tiene que prevenir los distintos supuestos que pueden presentarse, máxime cuando el cartel o carteles anunciados, por la causa que fuese, no coincide con lo que finalmente se va a ofrecer al aficionado. No existe error en la valoración de la prueba ni en cuanto a la declaración del demandado, ni el cuanto al deber de veracidad o de intentar la corroboración que le era exigible al periodista demandado, reseñar la rotundidad del titular «Abandona Ayamonte con la taquilla de los toros» al que son tan acostumbrados algunos medios de comunicación, pero que dejar de tener importancia se puede decir que no había actuado todo lo diligentemente que se ha de exigir a un empresario taurino«.

    HUELVA TAURINA se solidariza con el compañero periodista Javier García-Baquero, y felicita a la Audiencia y al Juzgado número 7 de Córdoba por respaldar la libertad de información, libre opinión y defensa de la profesión periodística de forma veraz, fundamentada y contrastada, a la vez que rechaza la actuación del citado empresario cordobés Jacinto Rey, que no sólo protagonizó un mayúsculo escándalo en la plaza de Ayamonte en los hechos relatados, sino que además intentó menoscabar la independencia, veracidad y trabajo preofesional de un compañero periodista a través de una denuncia por falsedad, cuando lo único que hizo fue limitarse a informar muy claramento de lo sucedido, tal y como era su obligación.

DEJAR COMENTARIO

uno × cuatro =